15 de junio de 1933

Al galardón que se entrega a los premiados en los Goya se le llama cabezón, no cabe duda de que el tío Paco, como buen maño que era, tenía que ser bastante cabezón, pero para cabezón, grande, pero grande de verdad, el que Juan Cristóbal González Quesada esculpió en piedra de Sepúlveda entre 1929 ySigue leyendo “15 de junio de 1933”