9 de octubre

Imagínate que te regalan una moto, lo normal es que sientas unas irrefrenables ganas de arrancarla y decirte: “Vamos a ver cuánto es capaz de coger esto”. Si no conoces la cabalgadura lo prudente es ir despacio, pero si además de la curiosidad por probar tu moto nueva estas rodeado de acróbatas moteros, la sensatezSigue leyendo “9 de octubre”