FUERA DE MADRIZ…Marat, el médico que acabo asesinando….

Marat, retratado por Joseph Boze en 1793

Cuando los estudiantes de medicina se gradúan en la universidad pronuncian el célebre juramento hipocrático, que básicamente consiste en la promesa de dedicar su vida al servicio de la humanidad y a preservar y velar por la vida humana.

Quizás Jean Paul Marat, médico,científico,periodista y politico revolucionario, miembro del radical partido de los Jacobinos en los tumultuosos años de la revolución francesa nunca llegó a prestar tal compromiso ético. De otro modo no podríamos entender su biografía.

¿Como es posible que un médico y científico que había dedicado gran parte de su vida a sanar a los enfermos, que había profundizado en ciencias como la óptica y la electricidad en sus curaciones, que se había codeado con los grandes hombres de su época, que había viajado por las principales cortes europeas y que incluso se había convertido en filósofo acabase siendo uno de los “apostoles del Terror” de la Revolución francesa?

Pues efectivamente, en los prolegómenos de la revolución Marat dejó completamente a un lado su carrera como científico y filósofo, y se dedicó completamente a la política, configurándose como uno de los más implacables y sanguinarios revolucionarios del partido radical jacobino – el mismo en el que militaban Robespierre o Saint Just -.

Quizás la enfermedad de su piel, que comenzó en las ingles y se extendió después por todo su cuerpo causándole terribles picores y dolorosas úlceras – que solo podía aliviar postrado en la bañera, con un turbante empapado en vinagre en su cabeza-, le cambió el carácter, haciéndole un hombre amargado y resentido.

Poseía una lista negra con los nombres de los que serían asesinados sin derecho a juicio, y su odio hacia los aristócratas y todo lo que oliese al antiguo régimen llegó a nublar su entendimiento.Sin embargo no solo envió a la guillotina a éstos, incluyendo al rey Luis XVI y a María Antonieta; acabó votando también por la muerte de todo aquél que a su juicio se enfrentase a la República. De esta manera, una gran parte de la izquierda republicana llegó a pensar que si Marat vivía mucho tiempo más la ira de éste consumiría a Francia hasta reducirla en el miedo y el terror.

Lo cierto es que como fruto de ese miedo que le tenían acabó siendo asesinado en 1793 en la bañera de su casa por la joven girondina Charlotte Corday, que lo apuñaló bajo la clavícula derecha, seccionándole la arteria aorta hasta el pulmón. Marat la había dejado entrar bajo la promesa de ésta de facilitarle una lista de nombres de girondinos caídos en desgracia. Tras apuntar sus nombres, presuntamente dijo: «Serán todos guillotinados». Otra versión cuenta que la muchacha nunca dio la lista, limitándose a asesinarlo. Corday sacó un cuchillo comprado horas antes en una tienda, al otro lado de la calle, y le apuñaló en el pecho. A Marat le dió aún tiempo para exclamar: «A moi, ma chère amie!» («¡A mí, mi querida amiga!») antes de exhalar su último suspiro.

En el momento del ataque, Marat estaba leyendo el periódico L’Ami du peuple (el amigo del pueblo), del cual era fundador y director. Las páginas quedaron manchadas con la sangre del revolucionario y su hermana las guardó como recuerdo – ¡dos siglos después un equipo de genetistas pudo analizar el ADN de esa sangre, determinando el origen de su enfermedad: sufría dermatitis seborreica, que se manifestaba con picores y le obligaba a tomar constantes baños de agua fría!!-.

De ello se deduce el gran sufrimiento que soportó en los últimos años de su vida, y que quizás le hubiesen llevado a la muerte no mucho mas tarde de su asesinato. En todo caso, mayor fue el mal y el dolor que él mismo provocó en miles de personas a las que llevó a la muerte sin darles ninguna opción de salvación ni un justo juicio.

¡¡¡¡¡Si el galeno Hipócrates hubiera levantado la cabeza….!!!!

Decapitacion de María Antonieta.

Fuentes:

https://www.abc.es/historia/abci-jean-paul-marat-martir-reemplazo-crucifijos-paris-durante-regimen-terror-201710150221_noticia.html?ref=https:%2F%2Fwww.google.com%2F

https://denesmartos.blogspot.com/2019/07/la-guillotina-cumple-227-anos.html

Publicado por quecocominges

Abogado miembro del turno de oficio y aficionado a la historia - la escrita con mayúsculas y también la de andar por casa o intrahistoria, que diría Unamuno-.

Un comentario en “FUERA DE MADRIZ…Marat, el médico que acabo asesinando….

  1. Curiosa historia llena de sombras del saniguinario Marat, el alguacil, alguacilado, médico que no ejerció y no pudo ni poner remedio a sus propios males. Su muerte, ¿Justicia poética? Mal menor, diría yo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: